HELLOWEEN, LAS CALABAZAS QUE NO SE PASAN (Concierto del 9/12/17, WiZink Center , Madrid)

Cuando Helloween anunció su gira reunión hace poco más de un año y que actuarían en España en único concierto en el Palacio de Deportes de Madrid pensé para mis adentros, pues sí que son estos optimistas si piensan llenar un sitio en el que caben casi 15.000 personas y es que la última vez que yo los había visto había sido hace unos 15 años en La Sala Repvblicca de Valencia en  la que caben poco más de 1.000 personas. Me quito el sombrero y reconozco que todo lo mal que han llevado su marketing años atrás lo han mejorado de golpe con esta gira , el que fueran cerrando conciertos con cuentagotas, el que solo concedieran  al  principio una entrevista a una publicación japonesa, el que hicieran un concierto por país y el que no dieran muchas pistas sobre la actuación hizo que las ganas y la curiosidad de ver qué tal se daba una reunión impensable hace años creciera poco a poco entre los fans , todos los fans, los actuales y los pasados, porque sin duda el aliciente principal era ver a Kiske nuevamente cantar sus canciones con el grupo ,casi veinticinco años después de su expulsión .

Y allí estábamos bien temprano el día 9 esperando el Pumpkins United, frente al Palacio de Deportes, con una entrada de 14.000 almas ,  en la cola para pillar buen sitio, y ¡vaya si lo pillamos!!!, el mejor, en primerísima fila, y expectante por ver a uno de mis grupos preferidos con una formación tan llamativa que hasta me daban igual las canciones.



La primera sorpresa, que utilizaran como intro no una de las suyas, que las tienen muy buenas, sino el genial tema del no menos genial Robbie Williams Let Me Entertain You, mientras sonaba yo estaba de los nervios, deseando que cayera el telón color calabaza ( cómo no) y salieran a escena con la canción Halloween y a partir de ahí 24 canciones más de las cuales 10 eran de los Keeper ,esos discos imprescindibles en la historia del Heavy Metal, una gozada de setlist cuya ejecución duró tres horas justas.

1.    Halloween
( Kiske y Deris)
2.    Dr. Stein
(Kiske y Deris)
3.    I'm Alive
(Kiske)
4.    If I Could Fly
(Deris)
5.    Are You Metal?
(Deris)
6.    Rise and Fall
(Kiske)
(Deris)
(Kiske y Deris)
(Hansen)
(Hansen)
(Kiske y Deris)
(Kiske)
13.  I Can
(Deris)
14.  Drum Solo
(Dani e Ingo)
(Kiske)
(Kiske)
17.  Why?
(Deris)
(Deris)
19.  Power
(Deris)
(Deris, Kiske y Hansen)

(Kiske)
(Kiske y Deris)
(Kai Hansen
(Kiske)
25.    I Want Out
       (Kiske y Deris)

La puesta en escena no era espectacular porque la espectacularidad estaba en el grupo en sí, una pantalla gigante presidía el escenario y en ella se veían vídeos durante las canciones y dos calabazas de dibujo animado Seth y Doc, muy en consonancia con las portadas de los discos del grupo , daban pie a cada tema y contaban en versión humor la historia  de Helloween y de sus componentes. El escenario con forma de T hacía que la proximidad con el público fuera total  y como disfruté yo de esa proximidad, al estar en primera fila tuve "ojitos" de casi todos, en la vida se me olvidará que Deris me sonriera o que Hansen me cucara un ojo, jajajaja.

Esta foto es la única que no es mía, es de la página de Helloween, yo estoy justo delante de Kiske, impresionante el mar de gente a sus pies







Antes del día del concierto ya me había empapado de varios , muchos vídeos de la gira y estaba expectante por escuchar ciertas canciones y sobre todo por ver a uno de mis ídolos musicales de juventud, Michael Kiske. Mi ídolo está muy lejos de sus años mozos, no solo físicamente sino también vocalmente y esto no quiere decir que crea que lo hace mal, nada de eso, Kiske ha crecido, como todos, y las canciones que cantaba en los 80 estaban hechas para un pipiolo de veintipocos años y la muestra es que nadie las ha vuelto a cantar como él en aquellos años , ni Deris ,ni siquiera él mismo, su voz ha cambiado y está mucho más cerca del Rock Melódico y el Hard Rock que del rápido Power Metal  y en algunos momentos le cuesta llegar a los tonos altos de algunos temas ,pero como buen profesional lo capea y lejos queda el fatídico momento playback del principio de la gira. De todas maneras quien vaya a los conciertos esperando que cante Eagle Fly Free como en el 88, que se siente.

Mi curiosidad se extendía a ver cantar una de mis canciones preferidas por los tres, How Many Tears y el baladón Forever and One por Deris y Kiske y resultaron espectaculares, la sintonía entre ellos es perfecta, no paran de abrazarse, sonreír y hacer bromas, se llevan fenomenal, no lo dudo , como tampoco dudo de que la conexión Weikath-Kiske es la justita y el guitarrista se pasa casi todo el tiempo a la suya, más tímido que nunca pero dando la caña en los punteos como de costumbre.

Otra de las cosas que estaba deseando ver era el medley de Hansen, ¡menudo tipo!!! , qué pintas más raras, qué simpático, qué bien tocó la guitarra, qué bien cantó sus canciones, cómo acompañó a todos en cada tema y cómo se movió por el escenario, sin duda, pese a ser estrella invitada ha cogido la batuta y es el frontman del grupo en esta reunión, puesto que le ha quitado a Deris, ya que pasa mucho más tiempo que él en el escenario y lo llena por completo, me dejó impresionada.

Y Deris, ¡ay mi Deris!!! está mejor que nunca, ni por casualidad me hubiera imaginado que a estas alturas su voz estaría tan bien, cumple con todos los temas, los suyos y los ajenos, suple a Kiske cuando este no llega y curiosamente hace la voz alta cuando cantan los dos, si eso nos lo dicen hace veinte años todos hubiéramos dicho que Deris no llegaría ni a dos tonos de Kiske y mira por dónde ahora él está varios por encima. Un 10 para Deris que junto con Hansen hacen que la calidad del concierto sea espectacular.


 Dani hace más grande si cabe el homenaje a Ingo, flipo con su batería de cuatro bombos y Markus en su línea, siempre sonriente y sin parar un segundo, es imprescindible. Sasha es el tercer guitarra ahora y ni aporta ni estorba, lleva ya muchos años en el grupo y es justo que esté pero a mi me hubiera gustado mucho más que estuviera Roland y así hubiera sido una reunión orgásmica.

Y todos salimos contentos, buenas canciones, buena conexión, buena música y mucho, mucho Heavy Metal. Una Matrícula de Honor  para estos Helloween que tanto llevan haciéndome disfrutar.



Y por si esto hubiera sido poco el concierto se grabó para utilizar tomas para el futuro DVD de la gira y con un poco de suerte saldré, aunque sea de refilón.



Comentarios

  1. Un señor concierto, y quien diga lo contrario no sabe ni lo que habla. Buena crónica.
    Saludos desde Almería

    ResponderEliminar
  2. Helloween fue uno de mis grupos de juventud , nos volvíamos locos con los alaridos jevis de Kiske y las guitarras frenéticas, no me imaginaba que tenían tanto tirón a estas alturas y algunos de ellos tan entrados en años y en masa muscular.

    Llevas razón en lo de la foto de Kiske, es espectacular, el fotógrafo tenía su minuto de oro del día.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues siguen frenéticos pero con más años. Hicieron un concierto antológico.

      Un saludo y feliz 2018

      Eliminar
  3. Feliz navidad, guapísima. A pasar buenos días :) Un abrazote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Fran, te deseo lo mejor para el 2018 y nos seguimos leyendo.

      Besos

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

EL ALBARICOQUE "MONIQUÍ" DE TOBARRA

¿CHUPA DE CUERO O CHAQUETA PERFECTO?

MATAR PARA DESPUÉS MATAR

2ª JORNADA DEL LEYENDAS DEL ROCK 2018

QUINA VERGONYA!

DES-BLOQUEADA